CIUDAD JUAREZ.- Un agrupamiento militar de cuando menos 250 efectivos del Ejército Mexicano, acompañado de agentes federales y de perros entrenados, iniciaron esta mañana por aire y tierra, la búsqueda de explosivos en algunas colonias de esta ciudad fronteriza.

La pesquisa de los explosivos tuvo como epicentro de las operaciones castrenses, un centenar de viviendas de la colonia Hidalgo -que por muchos años fue el refugio de la pandilla de los Ortíz (Ortices).

Los militares realizaron actividades de patrullaje y “barrido” de algunas viviendas, apoyados de perros y de los detectores moleculares (GT-200), en la búsqueda -hasta el momento infructuosa- de explosivos, armas y drogas en la parte del poniente de Juárez, perteneciente al viejo centro histórico de la ciudad.

Ante el azoro de los vecinos, los vehículos militares se desplazaron por las calles Bolivia, 5 de Mayo, Tlaxcala, Chapultec y David Herrera Jordán, en la búsqueda de armas, artefactos y explosivos.

Extraoficialmente, los militares habrían iniciado una operación de “barrido” para buscar armas, drogas y explosivos en diferentes colonias de la ciudad, según se dio a conocer al interior de la Operación Coordinada Chihuahua (OCCH).

Hasta esta tarde la Secretaría de la Defensa Nacional no ha confirmado el hallazgo de armas o explosivos, o algún objeto o artefacto prohibido.

Y al decir de los vecinos, los soldados no encontraron nada.

Commentarios

Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: