WASHINGTON.- El gobierno de Estados Unidos anunció la aplicación de sanciones financieras contra una red de transporte aéreo y de lavado de dinero del cártel de Sinaloa que opera entre México y Colombia, bajo las órdenes de Alejandro Flores Cacho, dio a conocer la agencia informativa de la revista Proceso.

Por medio de la Oficina del Control de Bienes Extranjeros (OFAC, por sus siglas en ingles), el Departamento del Tesoro de Estados Unidos designó como “narcotraficante significativo” a Flores Cacho, junto con otras 16 personas y 12 empresas que se encargan de transportar drogas y lavar dinero para la organización criminal dirigida por Joaquín Guzmán Loera, El Chapo, e Ismael El Mayo Zambada García.

“Esta designación se concentra en Alejandro Flores Cacho, quien ha utilizado sus compañías de transporte de carga aérea y financieras, para mover drogas y dinero a nombre del cártel de Sinaloa”, declaró Adam Szubin, director de la OFAC.

Bajo la designación que dio a conocer el gobierno de Barack Obama, Flores Cacho, sus socios y las 12 empresas, quedaron inmediatamente sujetos a la confiscación de bienes que tengan en Estados Unidos y al congelamiento de cuentas bancarias en instituciones financieras estadunidenses, o/y sus subsidiarias en todo el mundo.

“El Departamento del Tesoro continuará actuando contra los cárteles mexicanos del narcotráfico, en respaldo a los valientes y delicados esfuerzos que realiza el gobierno de México para combatir al tráfico de narcóticos y al lavado de dinero”, anotó el director de la OFAC al dar a conocer las designaciones.

A Flores Cacho, un piloto de aviación, el gobierno de Estados Unidos lo identifico como el operador de una red multinacional de transporte de drogas que se coordina con el cártel de Sinaloa.

Commentarios

Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: