TORRE FUERTE

*Caso Ortega, a la CIDH…

*Manipulación de la prensa

*FICOSEC: Javier a dos ‘fuegos’

*Un moreno, a la policía municipal

 

Caso Ortega, a la CIDH… /

Justo cuando el caso de Rubén Ortega -el connacional que hace 20 años fue despojado en Chihuahua, y abusado y violentado en sus derechos humanos y garantías individuales, por parte del Consulado General de México en Los Angeles-, está por instalarse ante la corte de la Comisión Interamericana de los Derechos Humanos (CIDH), el gobierno mexicano debe fijar una posición.

Se trata del viejo caso que vincula en acción, omisión y presuntas prácticas y responsabilidades de corrupción a los gobiernos del expresidente de México, Vicente Fox del PAN -hoy señalado en la Consulta de Juicio a los Expresidentes-, y al gobierno de Chihuahua de Patricio Martínez García, del Partido Revolucionario Institucional (PRI);

También ‘toca’ al ex presidente de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), José Luis Soberanes y a los funcionarios de la Comisión Estatal de los Derechos Humanos (CEDH), donde ya aparecía entonces el ombudsman estatal, José Luis Armendáriz, que recientemente ha sido nombrado como coordinador regional de la CNDH.

En abril de 2005, de acuerdo a grabaciones, el entonces presidente de la CEDH Oscar Francisco Yáñez Franco y José Luis Armendáriz, secretario de la comisión, conocieron de los fraudes laborales, y su respuesta fue que ellos no tenían poder para intervenir en los tribunales.

Las denuncias sobre presuntos delitos en contra de varios funcionarios del Poder Judicial en el gobierno de Patricio Martínez han prescrito, pero siguen ‘vivas’ las acusaciones sobre mal trato y violaciones a los derechos humanos.

En las próximas horas la legisladora de Morena, Bertha Alicia Caraveo Camarena, presidenta de la Comisión de Asuntos Fronterizos, quien ha recibido copias de la documentación sobre las quejas y el ‘viacrucis’ del connacional chihuahuense, que bloqueó la interestatal 10 en el freeway de Los Angeles, y que amenazó con quitarse la vida si no eran escuchadas sus demandas sobre la corrupción de los gobiernos en Mexico, y la protección del Consulado de Los Angeles, deberá resolver el destino de la denuncia de Rubén Ortega.

Ahora queda claro que no era el caso particular de la denuncia de Rubén Ortega la que preocupaba a los gobiernos de México, sino la estela de corrupción de la que fueron víctimas varias empresas de manufactura (maquiladoras) de inversión extranjera, que comprometía seriamente al gobierno estatal de Patricio Martínez García.

Demandas laborales que extendían hasta cinco años para estafar a las compañías americanas y millonarios fraudes, cuyo botín se repartían, Luis Alfonso Ramos Peña, Pablo Tamez Galindo, Mario Siqueiros Escalante, que a la sombra del poder y con el ‘aval’ del exgobernador de Chihuahua, permitían todo tipo de fraudes en contra de las empresas americanas, así como a todos los mexicanos y chihuahuenses que invertían en el llamado ‘estado grande’ de México.

Y aunque parezca una ‘locura’, el caso Ortega sigue vigente y reclama la justicia del gobierno de México.

 

Manipulación de la prensa /

Julian Adem, actual Cónsul General de Mexico en Miliwaukee, sentenció el ‘papelazo’ de la prensa latina en Los Angeles, California, a la que describió como un “pequeño pueblo controlado por el Consulado”.

Lo hizo en una posición dual, al lado de Martha Irene Lara Altatorre, Ex Cónsul General a la que sirvió, y lo hizo también al lado del connacional Rubén Ortega, a quien hizo creer en muchos momentos, que estaba de su lado, para abogar por su causa. Realmente no fue así.

Julian Adem, fue sólo mediador y un hombre que intentó hacer más tersa la ríspida relación que ya tenían, los Cónsules Generales, Martha Lara y Rubén Beltrán Guerrero, así como el vocero Agustin Pradillo y el Cónsul de Protección, Fernando Tiscareño con el mexicano que por muchos años había trabajado en Los Angeles.

Ortega tenía el sueño legítimo de hacer negocios, y decidió invertir poco más de un millón de dólares, de dinero que perdió, tras ser despojado por fraudes en los Juzgados Laborales en Chihuahua, su tierra natal, donde lo dejaron, literalmente, ‘encuerado’.

La presión ejercida por Rubén Ortega, para hacerse escuchar por la prensa y los medios de habla hispana en territorio estadounidense, incluído el periódico de La Opinion de Los Angeles, que publicó parte de la historia “Continua el viacrucis ‘legal’ de Migrante Mexicano”, y las cadenas de television Univision, Telemundo, KW-KW Radio, y en México, Televisa, sirvió de nada, porque todos fueron bloqueados y ‘callados’ por la entonces poderosa Cónsul General de México en Los Angeles y posterior Cónsul General en San Antonio, Texas, que años atrás, había sido senadora de la República.

”Reporteros de TV Azteca y Televisa amenazados por intentar hacer su trabajo y sacar a la luz pública esta pesadilla, y Telemundo y Univisión, sobornados por influencias políticas…”, describió Ortega en un panfleto con el título de: ‘CORRUPCIÓN?.

En Chihuahua, el intento de difundir la historia de Rubén Ortega por parte de la periodista Mirna González, de Televisa, tuvo como costo la consigna de los contratos, y hasta de cancelar “Televisa Chihuahua”, si sacaban a la luz pública la historia y los ejes de la corrupción.

En Los Angeles, otro chihuahuense, el periodista Rubén Olague, comentarista de Canal 62, fue coptado e involucrado por el vocero del Consulado General de Los Angeles, Agustin Pradillo, para hacer escarnio del mexicano que había denunciado las atrocidades de la corrupción en Chihuahua.

”Ambos se burlaron de mi al afirmar en el programa que me habían invitado a debatir, lo cual  no fue cierto”, dijo Ortega en torno al programa del 11 de junio de 2003.

El sucesor de Martha Lara en el Consulado de Los Angeles, Rubén Beltran, recibió instrucciones precisas de amenazar al periódico ‘La Opinion’, para no seguir denunciando la violación de los derechos humanos. Y allí están las grabaciones.

La secuela de la investigación y denuncias que serían presentadas ante la sede de la CNDH en la capital del país, y el Club de Periodistas de México, fueron eventos también armados y controlados por el gobierno de México. Y todos tenían el sello de la Ex Cónsul, Martha Lara.

 

FICOSEC: Javier, a dos ‘fuegos’. /

El gobernador saliente de Chihuahua, Javier Corral, está bajo fuego cruzado.

Tiene señalamientos de “deuda” y de “mora” por parte del Fideicomiso para la Competitividad y Seguridad Ciudadana (FICOSEC) en la administración que preside en la capital Sergio Ochoa, que tan solo en recargos ya suman mas de 50 millones de pesos los que le debe el gobierno al Fideicomiso y a los empresarios,

Y por otra parte, sigue sin explicación alguna los señalamientos del ‘saqueo’ realizado en los tiempos del Fideicomiso en el sexenio de César Duarte, que el gobernador Javier Corral prefirió no investigar para evitar que salieran las excrecencias y los malos manejos de los empresarios Jorge Contreras Fornelli, Alejandra de la Vega, su entonces secretaria de Economía, y el grupo de empresarios aliados encabezados por Mario Dena;

Que hicieron y dispusieron de muchos millones de pesos del Fideicomiso, y que presuntamente fueron manejados a ‘discreción’ y al antojo de la millonaria empresaria juarense, que se convirtió en la ‘líder moral’ de Desarrollo Económico de Juárez A.C, organismo que manejó parte del enorme pastel del presupuesto.

De acuerdo a las investigaciones y publicaciones, el desorden financiero superaba los 500 millones de pesos, opacidad de la cual, ni Luis ‘Tito’ Lara de American Industries en Chihuahua, como tampoco Jorge Contreras Fornelli en Ciudad Juárez, entonces los brazos ejecutores de FICOSEC creado en la administración del exgobernador, quisieron resolver.

El hedor de la monumental corrupción de FICOSEC decidió ser ‘enterrado’ por el entonces gobernador entrante Javier Corral, que pidió  al Congreso del Estado sancionar los manejos administrativos del Fideicomiso, a pesar del cúmulo de señalamientos hechos por parte de la Auditoría Superior del Estado (ASE).

Pecata minuta pues, lo que sucede en torno a las exigencias del empresariado en la capital con  el citado Fideicomiso, y en el intento porque el Congreso del Estado de Chihuahua proponga una Ley para que el gobierno no pague los “recargos” de la deuda, a causa de las aportaciones del Impuesto Sobre Nómina (ISN).

 

Un moreno, a la policía municipal /

Promueven en Ciudad Juárez a Hugo Alejandro Terán Reta, egresado de la primera generación de la Secretaria de Seguridad Pública del Estado en los tiempos del exgobernador José Reyes Baeza (primera generación de la CIPOL), como candidato a ocupar la jefatura de la policía municipal.

El también ex jefe de grupo de la Unidad de Investigación Preventiva de Atención a Víctimas Especiales, y excomandante de la Fiscalía General del Estado en la zona norte, Coordinador de Unidades Mixtas por parte de la policía estatal, y Coordinador de Operaciones Binacionales en el corredor del Río Bravo, es moreno, y abierto seguidor del presidente de México, Andrés Manuel López Obrador.

Trae experiencia y corrido en las filas de las corporaciones policiacas, y es de esas gentes de bajo perfil, que se la partió desde abajo y entre la tropa.

Su singular pertenencia al partido de Morena, del cual es fundador en Ciudad Juarez y Consejero Estatal a partir de 2015, y hasta primer precandidato a diputado local en 2016 por el Distrito 02, lo mete en la puja de los aspirantes que están siendo recomendados al alcalde electo de Morena, Cruz Pérez Cuéllar.

Veremos que decide y que dice el todavía senador por ese partido politico. Pero los curriculums están llegándole hasta por debajo de la mesa y a domicilio.

Comentarios: latorrefuerte64@gmail.com

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

FICOSEC: Javier a dos ‘fuegos’

Commentarios

Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: