BARBOSA

MÉXICO D.F.- Luego de la detención del ex alcalde de Iguala,José Luis Abarca, y su esposa, María de los Ángeles Pineda, así como de Noemí Berumen, el presidente del Senado de la República, Miguel Barbosa, del PRD, previó que su partido entrará a un periodo de “señalamientos cruzados”.

En ese sentido, el legislador pidió a los dirigentes del sol azteca que declaren ante la autoridad las relaciones que en algún momento tuvieron con la “pareja imperial”.

“La detención de los Abarca conlleva necesariamente al señalamiento de sus relaciones políticas, personales, de negocios y tendrá que haber mucha información en este tema y quien tenga que ser llamado a declarar, que lo haga, y a quien se le encuentre culpable que se les sancione”, dijo en entrevista.

Recordó que el ex presidente nacional del PRD,Jesús Zambranose reunió con el ex edil dos días antes que éste pidiera licencia al cargo, por lo que necesario que todo dirigente perredista aporte toda la información que tengan sobre estos personajes.

“Yo veo que es obligado que algunos dirigentes nacionales comparezcan a declarar (…) todos lo que tengan vínculos, (y) que van a salir pronto vínculos”, dijo.

Al asegurar que desconoce los lazos que la familia Berumen tenga con la dirigencia de su partido, urgió a que también se desmarque de este tema.

La PGR detuvo junto a Abarca, a su esposa y a Noemí Berumen, hija de uno de los proveedores del PRD y de Andrés Manuel López Obrador en materia de templetes para mítines y grúas.

Barbosa Huerta dijo que es necesario “recrear el ambiente” para conocer cómo fue la designación de la candidatura de Abarca, si es que se supo antes de sus vínculos con el crimen organizado, porque el ex presidente municipal “no era gente del PRD antes de su candidatura: era un candidato externo”. (El Universal)

 

 

Commentarios

Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: