CIUDAD JUAREZ.– La Procuraduría General de la República (PGR) situó al ex comandante de la Policía Judicial del Estado, Emilio “El Negro” Ramírez Castillo, como uno de los líderes del cártel de los Carrillo Fuentes y La Línea y jefe directo de “El Diego”, por quien ofrece se ofrece una recompensa de 15 millones de pesos.
Esta es la primera vez que oficialmente se hace mención del ex comandante del grupo de Lesiones como líder de la organización de los Carrillo Fuentes y La Línea. Él, junto con José Antonio Acosta Hernández, pertenece al grupo de ex agentes ministeriales que se adhirió a la delincuencia organizada en la administración estatal de José Reyes Baeza, con Patricia González Rodríguez al frente de la Procuraduría General de Justicia del Estado, difundio el periodico El Diario en su version digital.
En la página de la PGR (www.pgr.gob.mx) se hace mención de “El Negro” Ramírez en la ficha de “El Diego”.
De esta persona mencionan que su estatus es de fugitivo, su zona de operaciones es Chihuahua, sus apodos son “El Diego” y “El Blablazo”, los delitos por los que es perseguido es la delincuencia organizada.
“Trabaja bajo las órdenes de Emilio Ramírez Castillo, alias ‘El Negro’. Se le atribuye la masacre de jóvenes registrada el 30 de enero de 2010 en Villas de Salvárcar en Ciudad Juárez, Chihuahua”, cita la ficha.
La PGR está ofreciendo mas de mil millones de pesos por 100 personas acusadas de delincuencia organizada, delitos contra la salud y homicidios.
Cuatro de los líderes pertenecen al Cártel de Juárez: Vicente Carrillo Fuentes, José Antonio Acosta Hernández “El Diego” , Juan Pablo Ledesma, apodado ‘El JL”, y Juan Carlos Guijarro Fragoza o Fragozo, apodado ‘El Mónico’.
Versiones extraoficiales refieren que estos dos últimos han sido asesinados, pero oficialmente la PGR o las autoridades locales no han confirmado estos datos.
Los antecedentes.
Los datos obtenidos a través del archivo periodístico establecen que Emilio Ramírez Castillo perteneció al grupo de comandantes que hundieron en una crisis de credibilidad la actuación del entonces gobernador del estado José Reyes Baeza Terrazas y la procuradora Patricia González Rodríguez por no actuar contra ellos.
Hasta el día de hoy ningún ex elemento ha sido detenido, pese a que existen órdenes de aprehensión en su contra, como es el caso de Miguel Ángel Loya, involucrado en el caso de las narcofosas del fraccionamiento Las Acequias.
El archivo periodístico establece que Ramírez Castillo fue jefe de los 13 cadáveres el citado fraccionamiento. También fungió como uno de los jefes de escolta de Jesús José “Chito” Solís cuando fue Procurador General de Justicia.
Además fue “brazo derecho” de José Luis Nava Sánchez, también vinculado estrechamente con Solís y Vicente González García.

Commentarios

Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: