Un soldadoPolicia federal¿Cuantos Municipios tiene el narco?.<>

En enero de 2007, un alto funcionario del gabinete de Felipe Calderón reveló a periodistas que tenían informes de que “más de 100 municipios del país” eran gobernados por alcaldes “de quienes se sospechaba que habían recibido dinero del narcotráfico para sus campañas”.

Llama poderosamente la atención el campanazo de alerta que lanzó el mismo Presidente el miércoles sobre el riesgo de que el narco financie campañas, principalmente las locales, porque decenas de municipios en todo el país cambiaron ya de mandos en dos años. ¿Cómo irá esa cuenta? Hace dos años eran 100. ¿Ahora son muchos más? ¿Como cuántos? Pocos lo notaron, pero el discurso de Calderón se dirigió específicamente a un partido.

Dijo: “La dificultad de monitorear las estructuras de movilización regional de partidos y candidatos, lo que suele llamarse el ‘movimiento territorial’ o los ‘movimientos territoriales’, generalmente sobre aparatos construidos sobre manejo de efectivo, que generan, precisamente, la posibilidad de vulnerar el principio de transparencia en el financiamiento y, en consecuencia, abren la puerta al riesgo de financiamiento ilícito”. Movimiento Territorial se llama a la organización celular del PRI. Y el líder nacional del MT es Carlos Flores Rico. ¿De él hablaba el Presidente?

Porque sería infantil pensar que hablaba al azar, ¿no? Y finalmente, el auditor superior de la Federación, Arturo González de Aragón, desistió en la reelección. Ayer envió una carta a la diputada Estela Damián Peralta, presidenta de la Comisión de Vigilancia de la ASF, en la que le informa que “ante la duda que tengo sobre la legalidad, transparencia y equidad del proceso, he tomado la decisión de no participar en la convocatoria para elegir al auditor”. Hace votos, bastante razonables, para que la ASF “no sea una más de las instituciones que se deterioran, como ha sido el caso de muchas otras”, y pide que la persona que se elija no provenga de partido político alguno.

Así pues, González de Aragón queda oficialmente fuera de la contienda. Insistía en pasar en automático, es decir, reelegirse. Pero la ley no contempla esta figura. Los legisladores acordaron que sí podía aspirar a repetir en el cargo otros ocho años, pero que debía competir. Ni modo… La Oficina de Supervisión del Gobierno de Estados Unidos, conocida como “la GAO”, desnudó ayer a la administración de Barack Obama: qué tantas ganas tendrán de apoyar la guerra mexicana contra el narco, que hasta septiembre pasado sólo habían liberado 2% de los fondos de la Iniciativa Mérida. Esto es, 26 millones de dólares de los mil 200 millones. Es probable que a estas alturas hayan soltado, qué le gusta, otros 100 millones. Para el tamaño de la amenaza, la iniciativa era de por sí poca cosa.

Pero ni siquiera son para liberar los tan cacaraqueados recursos. Hay guerras. Y hay guerras simuladas. Apunte final: El asesinato de Édgar Enrique Bayardo del Villar es sólo la famosa punta del iceberg. Bajo el agua, en este momento, hierven acusaciones, hipótesis, sospechas. Y odios. Odios viejos.

Commentarios

Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: