CHIHUAHUA.–  Un empresario, directivo de la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC) en Juárez, resultó ser cómplice de una banda de secuestradores responsable de dos plagios, uno de los cuales terminó con el asesinato del rehén, denunció el gobernador César Duarte Jáquez.
Ante el secretario de Gobernación, Francisco Blake Mora, y el comisionado de la Policía Federal, Facundo Rosas, el mandatario mencionó el caso del directivo de la CMIC, quien era el “encargado” de informar a los secuestradores cuáles empresas constructoras ganaban licitaciones de obras públicas, los montos que iban a recibir y las fechas en las que tendrían el dinero para iniciar los trabajos.
Al respecto, Víctor Manuel Ortega Fernández, presidente de la CMIC, indicó que la Cámara no tiene conocimiento de miembro alguno que estuviera vinculado a alguna banda de secuestradores.
Sin embargo, aplaudió los logros del gobierno en materia de secuestro, pues se ha capturado a varias bandas, y confirmó que el sector de la construcción ha sido afectado seriamente, sobre todo por extorsionadores.
El gobernador Duarte agregó que “desgraciadamente, hemos encontrado la incorporación de actores que traicionan a su gremio, como fue el caso de un directivo de la CMIC en Juárez, que al ser detenido logramos declaraciones de que era él quien estaba a la par de qué empresa o empresario ganaba licitación, qué monto y en qué momento de anticipo”.
A un ingeniero ya le costó la vida, mientras que a los hijos se les exigía que pagaran en partes los adelantos que iban recibiendo”, indicó.
La denuncia formó parte del discurso que pronunció en el marco de la firma del convenio de Concertación de Recursos para la Seguridad en el Estado de Chihuahua, en el Salón Rojo de Palacio de Gobierno.
El gobernador destacó la importancia que ha tenido la recepción de denuncias de los ciudadanos para desarticular bandas de secuestradores y extorsionadores. Mencionó que el miércoles se logró esclarecer más de 14 secuestros tras la detención de un grupo de plagiarios. Además, se consiguió detener a una banda “especializada” en secuestrar médicos, la cual había cometido tres plagios de un igual número de doctores.
En su discurso, le pidió su apoyo al secretario Blake Mora para que la Legislatura federal apruebe una iniciativa que analiza el Congreso del Estado, para instaurar la cárcel vitalicia contra secuestradores y extorsionadores en el país.
En ese sentido, dijo que la legislación federal recién aprobada contempla 70 años como pena máxima, “pero esos 70 años son peligrosos, porque los mecanismos numéricos y la visión para asumir esa condición puede variar de manera muy peligrosa”. Enfatizó que en Chihuahua se le aplica la cárcel vitalicia a los secuestradores, pero también a quien asesina a un militar, policía o empleado del Poder Judicial. (El Diario de Chihuahua)

Commentarios

Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: