El asesinato de la periodista Miroslava Breach, cuyas indagatorias involucran a tres funcionarios allegados y tan cercanos su gobierno y a su persona en la estructura del poder público, entre éstos Pepé Luévano, exfuncionario estatal del PAN y exsecretario particular, obliga al mandatario estatal a ponerlos fuera de su gobierno…

TORRE FUERTE

*Gobierno de Corral, al borde del abismo

*Miroslava Breach: Feadle irá por políticos

*Ordenan cierres por pandemia de COVID-19

*Parral y Juárez anuncian plan de ‘rescate’

 

Gobierno de Corral, al borde del abismo/

La insana y grotesca decisión del gobernador panista de Chihuahua, Javier Corral Jurado, de hacerse justicia, literalmente, por su propia mano y de mandar encerrar a como diera lugar y por encima de la ley y de la protección que otorgaba un amparo al magistrado y también exdiputado de la sexagésima tercera legislatura en el gobierno del priísta César Duarte, no tiene parangón en la historia política reciente de Chihuahua.

Debió ser de un día de ‘furia’, de aquel thriller psicológico protagonizado por el actor Michael Douglas, de un profesor (William Foster) que divorciado y con una orden de alejamiento de su ex-esposa Beth y el de haber sido despedido de su trabajo, se ve envuelto en la tensión y frustración, a tal grado que pierde la razón y se hace justicia a su manera.

Esa cinta de 1993 retrata a la perfección a un gobernador que en Chihuahua ha perdido sus cabales y la capacidad de conducción de un gobierno al borde del abismo, matizado por diversas vertientes que al paso de los días empiezan a cercarlo cada vez más, para ponerlo de frente a sus propios demonios. Y no son pocos.

El asesinato de la periodista Miroslava Breach Velducea, cuyas indagatorias involucran a tres funcionarios allegados y tan cercanos su gobierno y a su persona en la estructura del poder público, entre éstos Pepé Luévano, exfuncionario estatal del PAN y secretario particular, obliga al mandatario estatal a ponerlos fuera de su gobierno.  Es el urgente deslinde.

Igual tendrán que ser despedidos y puestos fuera de la nómina estatal, el ex vocero estatal del PAN, Alfredo Piñera y el exalcalde de Chínipas, Hugo Amed Shultz, ambos coparticipes, con la complacencia y presunta autorización del entonces dirigente estatal, Mario Vázquez Robles, quien habría supervisado la operación de la grabación que fue hecha a la periodista y que posteriormente habría sido entregada al grupo criminal de los ‘Salazar’.

Ese es el cáncer que consume hoy al gobernador de Chihuahua, Javier Corral Jurado.

Javier Corral tendrá, irónicamente, hasta el día 20 de abril -la misma fecha y el mismo plazo que ha dictado para la suspensión de los eventos públicos y privados en el estado de Chihuahua por motivos de la pandemia del coronavirus, en un intento de contener todos los riesgos que conlleva el multicitado virus-, para resolver el cáncer del narcogobierno, que por ahora, y todas las probanzas en las líneas de investigación conducen justamente a lo denunciado por la periodista Miroslava Breach.

El mismo día en que también Ricardo Sánchez Pérez del Pozo, el titular de la Fiscalía para la Atención de los Delitos en contra de la Libertad de Expresión (FEADLE) anunciará la sentencia individual de todos los implicados en el asesinato de la periodista de Norte de Ciudad Juárez y corresponsal del periódico capitalino de La Jornada.

El gobierno de Chihuahua que ha colapsado políticamente por el principal problema denominado: ‘Javier Corral’, cuya conducción se ha venido a pique por decisiones unilaterales, entre estas, la protección de funcionarios de su gobierno como los casos referidos, la imposición de incondicionales en el Poder Judicial, en la Auditoría Superior del Estado y en el Instituto Chihuahuense para la Transparencia y el Acceso a la Información Pública (Ichitaip), donde ha desplazado incluso, a correligionarios pertenecientes a su partido.

Los caprichos políticos y la resistencia de su gobierno a transparentar cuentas en los Fideicomisos de Competitividad y Seguridad Ciudadana (Ficosec) y de Transporte (Vivebús), además de los planes de obra pública, cuya opacidad que han sido cuestionados en los proyectos de los ‘puentes enanos’, el carril de confinamiento para la ruta del Ecobús y los planes de privatización de ‘El Chamizal’, ha convertido al gobernador Javier Corral en un personaje perverso y ‘sordo’, que, literalmente, ha perdido la cabeza y la razón en el manejo político de la entidad.

Su naturaleza a la histórica confrontación política desde la oposición, le ha generado un severo conflicto de personalidad en el gobierno.

Javier Corral ve la paja en el ojo ajeno, pero no ve la viga en el propio.

Un gobierno pues, que en el último tramo del ejercicio de la administración pública, le apuesta únicamente a la ejecución de obras controversiales, que han sido cuestionadas por diferentes grupos de la sociedad, particularmente en la frontera.

Un gobierno sin timón y al borde del abismo. Vienen tiempos difíciles, con coronavirus o sin el, y ya lo advirtió el gobernador.

 

Miroslava Breach: Feadle irá por políticos /

Si el gobierno del presidente de México, Andrés Manuel López Obrador no se raja, deberán caer en los próximos días varios de los implicados en las investigaciones por el asesinato de la periodista de la capital, Miroslava Breach, quien ayer cumplió tres años de haber sido asesinada por haberse atrevido a denunciar asuntos de la narcopolítica en Chihuahua en el año en que los chihuahuenses eligieron, según los números de aquella elección, a Javier Corral como gobernador.

Ricardo Sánchez Pérez del Pozo, representante de la Fiscalía Especializada en Atención a Delitos contra la Libertad de Expresión (Feadle), dijo que esa instancia de gobierno irá, “trátese de quien se trate, sean políticos, profesionistas u otros”, en contra  todos los involucrados en el crimen de la periodista Miroslava Breach.

Las órdenes de aprehensión están listas y Chihuahua, políticamente, a punto de convertirse en un pandemónium, con una serie de ‘ángeles caídos’, en un paraíso que se ha perdido.

Las órdenes de aprehensión forman parte de un reporte clasificado en la Feadle como “información reservada”.

Todo se derivará  de la sentencia del Juez y del trabajo de la investigación que ha llevado a cabo la Fiscalía para la Atención a los Delitos en contra de la Libertad de Expresión, que tiene por ahorra Juan Carlos Moreno ‘El Larry’, a uno de los principales involucrados en el homicidio de Miroslava.

Se han despejado las dudas sobre los motivos que tuvieron los asesinos.

Ha quedado documentado que el trabajo periodístico y los temas abordados relacionados con “narcogobierno”, y la relación existente entre diversos candidatos y “cargos de gran relevancia en materia de seguridad” en diversos municipios de la zona serrana de Chihuahua, fueron puntales en el asesinato de la periodista.

“Yo no puedo decir cuántas ordenes de aprehensión hay, porque la ley es muy clara, es información reservada, por lo que tengo que ser muy cuidadoso con el tema de la presunción de inocencia, pero se va a seguir trabajando a fin de que todas y cada una de las personas que participaron de manera dolosa en estos hechos sean traídas a la justicia para enfrentar los cargos y sean sancionados conforme a la Ley”, expuso.

Ricardo Sánchez Pérez del Pozo ha sido reiterativo en que si hay pruebas y elementos suficientes para señalar que una persona auxilió en la comisión de este delito, se presentarán y buscará la sanción correspondiente.

Tendrán que caer, el autor intelectual del asesinato, José Crispín Salazar Zamorano, el fiscal o los fiscales de Chihuahua, que no actuaron, como tampoco fincaron responsabilidades a varios personajes políticos, entre éstos, el panista Hugo Amed Schultz, quien hizo la entrega de la grabación a ‘El Larry’, al ex vocero del PAN, Alfredo Piñera, quien grabó ilegalmente a la comunicadora, presionándola para que revelará sus fuentes de información y José Luévano, por autorizar la grabación ilícita a la comunicadora.

Y los fantasmas y demonios persiguen también al exdirigente estatal del PAN, Mario Vázquez Robles, porque definitivamente que los panistas involucrados no se mandaban solos en Acción Nacional’

Y/o estaba implicado Mario Vázquez, o estaba implicado desde el comienzo de aquellos días previos a la campaña política, el mismísimo gobernador de Chihuahua, Javier Corral, quien entonces, desde el 23 de marzo pero de 2016 –exactamente un año antes de la ejecución de Miroslava Breach en 2017-, era el candidato del Comité Ejecutivo Nacional del PAN a la gubernatura de Chihuahua.

Es una simple presunción que tiene el tufo de una sospecha válida a la luz de las investigaciones y de los protagonistas de la trama.

Hay grupos civiles que lanzan serias acusaciones en contra de la Fiscalía de Chihuahua y el gobierno de Javier Corral, por negarse a investigar a los políticos de su partido (PAN) implicados en el homicidio, pero la realidad es que todo apunta a que el controvertido caso del homicidio de la periodista de Chihuahua está en manos de la Fiscalía General de la República cargo de Alejandro Hertz Manero, pero si me apura un poco más, un caso de grave implicación política como este, en las manos del mismísimo presidente de México, Andrés Manuel López Obrador.

 

Ordenan cierres por pandemia de COVID-19 /

Mera coincidencia, casualidad o fuente de “inspiración”, quien sabe realmente, pero lo cierto es que el gobernador de Chihuahua, Javier Corral Jurado reaccionó al tema del ‘Coronavirus’, pero los malosos del café, esos que nunca faltan en los comederos, aseguran que la asesoría le llegó al mandatario estatal de manera gratuita, directamente del exalcalde priísta y también excandidato y opositor al gobierno de Chihuahua en 2016, el ‘candiduarte’, Enrique Serrano Escobar.

Anunció la noche de ayer lunes la suspensión de eventos públicos y privados en el estado Chihuahua, sin importar el aforo, además del cierre de todos los centros de recreación desde hoy y hasta el 20 de abril, ante la pandemia del coronavirus.

Y es que Enrique Serrano se lanzó con todo en su muro y en las redes sociales el pasado fin de semana, fustigando a los gobiernos y a las autoridades por la laxidad y la falta de prevención y emergencia a un tema tan sentido como el del Covid-19.

Se cerrarán los cines, teatros, museos, bares, centros nocturnos, parques turísticos, parques recreativos, balnearios, gimnasios, salones de eventos, centros comerciales (excepto los que provean alimentos y enseres de la vida diaria). También los spas, baños de vapor, zoológicos, casinos y restaurantes…

El fallido candidato a gobernador del PRI, dijo que las autoridades no habían tomado las medidas preventivas oportunas y correspondientes a la crisis que apenas empieza con el coronavirus.

También se aventó en contra de la insuficiencia y la falta de capacidad instalada de los hospitales de la ciudad, de “prácticamente cero”, y con apenas ocho camas en el hospital general. Y de los médicos del sector público que tienen la orden de diagnosticar a simple vista, por los síntomas, y mandar a su casa a los infectados.

Los gobiernos, no quieren alarmar a la población, y se requiere todo lo contrario, alarmar a la población para que tome las medidas adecuadas.

Auguro el político priísta, que se avecina una catástrofe de grandes proporciones y la población.

Y sin duda eso sirvió para los ‘gurús’ del gobierno de Javier Corral, que de inmediato pusieron manos a la obra.

Posiblemente, mera posibilidad, de que haya sido el buen amigo Manuel del Castillo quien le habló al oído al gobernador, y quien seguramente todavía guarda algunos recuerdos de aquellos tiempos de campaña política priista, en que su presencia de ‘facto’, mediaba, entre el candidato Enrique Serrano Escobar y el gobernador de Chihuahua, César Duarte Jáquez.

Y quien lo fuera a decir, es hoy Manuel, gracias a su ‘madrina’, Alejandra Catarina de la Vega, el jefe de prensa de Javier Corral.

 

Parral y Juárez anuncian plan de ‘rescate’ /

Quienes le meterán hartos billetes a sus gobiernos, en un intento por enfrentar las condiciones de crisis por la pandemia y sus efectos, que incluso, pondrían en riesgo sus posibilidades de proyecto político a 2021, son los alcaldes de Juárez y Parral, Armando Cabada Alvídrez y Alfredo ‘El Caballo’ Lozoya.

En Juárez se invertirán más de 1,484 millones de pesos en infraestructura y programas sociales, con los que se mantendría el empleo y la derrama económica que servirán para contener el impacto y los efectos colaterales del coronavirus.

En tanto que en el Hidalgo del Parral, ‘El Caballo’ Lozoya no se queda ni un paso atrás.

Su gobierno anunció un ambicioso plan de rescate económico para mantener el dinamismo de la economía en aquel municipio del sur de Chihuahua.

Alfredo Lozoya dijo que habrá exhortos a los gobiernos estatal y federal para aliviar la carga económica para pequeños comerciantes y trabajadores, y es en respuesta a la creciente incertidumbre provocada por la pandemia del COVID-19.

En el plan del parralense, se incluyen prorrogas de pagos en licencias y permisos municipales, de construcción, de uso de suelo, de  buen funcionamiento, de alcoholes, fusión de predios y permisos a vendedores ambulantes.

Habrá descuento además del 10 por ciento en el impuesto predial para lo que resta de marzo y todo el mes de abril y hasta la condonación de los recargos en ese gravamen.

En fin que los gobiernos independientes de Juárez y Parral se ponen las pilas, y sus titulares, quieren trascender a la historia como futuros sucesores del gobernador Javier Corral en el gobierno de Chihuahua.

Comentarios: [email protected]

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Commentarios

Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.